Genética

Se contaba para el inicio de la actividad con reproductores provenientes de una selección masal que garantizaban un buen crecimiento, una buena morfología y una buena sanidad.

Desde el inicio de la actividad hemos consagrado un importante porcentaje de nuestro presupuesto a la selección genética y los resultados son muy satisfactorios en la actualidad y prometedores para el futuro más cercano.

Con el fin de garantizar un buen rendimiento en todos los centros de producción, el programa de selección se lleva a cabo en una pequeña instalación de absoluta garantía sanitaria, con una temperatura que fluctúa de 6 a 22º C, utilizando cargas y métodos de producción similares a los usados en la producción intensiva.

Nuestros mejores reproductores, una vez conocida su genealogía, son marcados electrónicamente, tanto las hembras como los machos, lo que nos permite una selección individual en el momento de realizar el desove para conseguir mantener la variabilidad genética, evitar la consanguinidad y obtener los mejores resultados.

Este grupo de reproductores cuidadosamente seleccionados proporciona los reproductores que desovarán, por fotoperiodo, en todos los meses del año. Esto garantiza una igual respuesta de los descendientes sea cual sea la época del año en la que ha eclosionado el lote.

Los primeros años nuestros esfuerzos fueron dirigidos a mejorar la morfología, velocidad de crecimiento y adaptación al cultivo intensivo. En la actualidad nuestras líneas de trabajo, una vez obtenidos unos buenos resultados en nuestros primeros objetivos, van dirigidos a mejorar el rendimiento en el fileteado, el porcentaje de grasa en el músculo, sin olvidar los primeros.

A corto plazo nuestra idea es iniciar programas que nos permitan obtener peces resistentes a ciertas enfermedades, entre ellas las mixobacterias.

Protección de la línea genética

Los huevos embrionados que salen de nuestras instalaciones son consecuencia de todo el esfuerzo de investigación y económico de nuestra empresa.

Son huevos destinados a producir peces de engorde con los mejores rendimientos posibles y no para ser utilizados en la obtención de reproductores.

Con este objetivo, se ha procedido a realizar una protección genética en los huevos comerciales, que pueden provocar fuertes decepciones si son usados con fines de reproducción.

Ovapiscis no se responsabiliza de los problemas que pudiesen derivarse de este mal uso.

Inicio La Empresa El Producto Contacto Nota Legal