Una vez alcanzada el momento de venta, los huevos son clasificados para eliminar todos los muertos, los huevos no fecundados, así como los más pequeños o que presentan malformaciones, cuidando al máximo la calidad de los lotes enviados a nuestros clientes. 

Antes del envío se procede a la desinfección con Iodóforo según el protocolo marcados por la OIE. En el momento del envío los huevos son contados e introducidos en bandejas de poliestireno expandido (Poliexpan), realizando exhaustivos controles de calidad. Una vez preparada cada bandeja, son colocadas en el interior de cajas de Poliexpan, quedando un espacio libre en la parte inferior donde se deposita hielo y se utiliza para la recogida de agua de fusión. En la parte superior y en la parte media se colocan dos bandejas llenas de hielo picado compactado, lo que garantiza la humedad y la baja temperatura durante todo el transporte de las diferentes bandejas con huevos de la caja.

Todo el proceso se vigila para garantizar el correcto empaquetado de las huevas consiguiendo que lleguen a su destino con la máxima garantía de calidad.


El transporte de las cajas se realiza en vehículo isotermo hasta el destino en envíos nacionales. Para los envíos realizados a otros países el transporte hasta el aeropuerto de origen se hace con vehículo isotermo y de allí hasta el país de destino el trayecto se realiza por avión en línea regular. 

Recepción de los huevos 

En el momento de la recepción de los huevos, junto a las cajas recibirán:

  1. Un albarán: con instrucciones de la aclimatación en el reverso.
    2. Un informe de recepción: que recomendamos cumplimentar y remitirnos.
    3. Un documento sanitario.
  2. Otros documentos pertinentes: certificado de origen….


Envío de datos
 

Una vez realizadas las labores de aclimatación es muy interesante, con el fin de mejorar los futuros envíos, que rellenen el cuestionario que llega con el albarán y nos lo hagan llegar, por el método que consideren oportuno, a nuestras oficinas. 

Con los datos que obtengamos podremos optimizar la cantidad de hielo, condiciones de envío y otros parámetros logísticos, necesarios para sus condiciones particulares. 


Atención al cliente
 


Cada cliente recibe un trato personalizado, es por ello por lo que en cada envío recibe una encuesta la cual puede dejar constancia de todos los aspectos relacionados con la recepción de las huevas y realizar todas las sugerencias que le parezcan pertinentes. 

Una vez recepcionada dicha encuesta, es enviada directamente a la planta de producción que realizó el envío para que inmediatamente tomen nota de las respuestas.

También atendemos sugerencias y preguntas mediante cualquier medio que el cliente estime oportuno como correo electrónico y WhatsApp, donde podrá adjuntar archivos multimedia para su visualización.

El contacto con nuestro cliente nos parece una parte fundamental y como tal, la cuidamos atendiendo a todas sus consultas individualmente y con la mayor rapidez posible.